Una maravilla de la ingeniería.
Presentados en Múnich a principios del pasado mes de mayo, los FT7200 son una nueva demostración del talento y el perfeccionismo de Final, una veterana y respetada compañía japonesa que en un tiempo récord ha conseguido situarse en la élite del más reñido de los sectores del audio doméstico de alta calidad: los auriculares.

En esta ocasión, la exigente visión de Final en lo que a excelencia sonora se refiere se ha aplicado a la familia de auriculares más difícil en cuanto a términos de musicalidad: los auriculares intraaurales. El resultado, absolutamente fabuloso gracias a una rara combinación de sensibilidad por la música y dominio de las tecnologías más avanzadas. Un producto espacial, distinto.

Espíritu High End al máximo nivel en auriculares intraaurales.
Después de habernos deslumbrado con sus muy clásicos –aunque equipados con tecnología de vanguardia- modelos circumaurales de su gama Sonorous, Final se ha empeñado en hacer lo propio con un tipo de diseño que precisamente no suele figurar entre las prioridades de los más perfeccionistas, aunque sí de los usuarios más jóvenes: los auriculares intraaurales.

Hay varios motivos para pensar que este tipo de auriculares son, precisamente por su propia naturaleza “intra-aural”, poco apropiados para escuchar música con criterios audiófilos, unos criterios entre los que desempeña un papel fundamental el cuidado de nuestro delicadísimo aparato auditivo.

De hecho, y como acabamos de comentar, que se “inyecte” presión sonora directamente en el canal auditivo, sin apenas mediar un mínimo de espacio “exterior” como en los diseños supraaurales, sugiere que pueden producirse daños importantes si el nivel de decibelios alcanza cotas importantes y se mantiene durante mucho tiempo. Pero la realidad es que son precisamente los auriculares intraaurales, junto con los de tipo circumaural equipados con sistemas de cancelación de ruido, los que proporcionan un aislamiento más efectivo entre usuario y espacio circundante, “prestación” fundamental en aquellas aplicaciones que requieren cierta introspección mientras se va de un lugar a otro, se hace deporte, etc.

Lo que tenemos son unos elegantes y diminutos auriculares intraaurales. Unos auriculares que además son extraordinariamente ligeros y confortables gracias al uso de una ingeniería extremadamente precisa. Insistimos: hay que verlo -y después escucharlo- para creerlo, lo que no impide que la mera reseña de las interioridades de los F7200 resulte francamente impactante. El primer elemento de diseño clave de estos fascinantes auriculares intraaurales es un “casco” creado para optimizar –cada persona es un mundo- la distancia entre el tímpano y el transductor.

Características técnicas

• Auriculares intraaurales de muy altas prestaciones.
• Transductor de tipo “Armazón Balanceado” exclusivo de Final.
• “Casco” de acero inoxidable con mecanizado de precisión.
• Conector MMCX en forma de “F” hecho a medida.
• Tapones de silicona y espuma de varios tamaños.
• Suministrado de serie con caja de transporte dedicada.
• Impedancia de 42 ohmios.
• Sensibilidad de 106 dB/mW.
• Longitud del cable: 102 m.
• Peso: 23 g.


 

Peso 0.3 kg

Valoraciones

No hay valoraciones aún.

Sé el primero en valorar “Final Audio F7200”

Your email address will not be published. Required fields are marked